Tag Archives: Galileo

NEWTON

Héctor Rago

El día de navidad de 1642 en un poblado de Inglaterra, nadie pensó que el recién nacido de apenas un kilo y medio que acababa de parir Hanna Ayscough, lograría sobrevivir. Sin embargo, ochenta y cuatro años más tarde era enterrado en la Abadía de Westminster al lado de Shakespeare, después de haber sido la figura más resplandeciente de la revolución científica del siglo XVII.

Nacido el mismo año en el que murió Galileo, contemporáneo de Vivaldi y de Velázquez , de Halley y de Huygens, Isaac Newton tuvo una infancia difícil. Su padre había muerto cuando él nació. Su madre se casó en segundas nupcias, y Newton creció con un resentimiento hacia su madre y un profundo odio hacia su padrastro.
collage
Estudió en Cambridge. Aprendió química con Boyle, estudió matemáticas clásicas y el pensamiento filosófico de Aristóteles y Descartes. Se adentró en el pensamiento mágico de la alquimia.

Refugiado en su pueblo natal durante 1665 y 1666 huyendo de la epidemia de peste bubónica que asoló a las ciudades europeas, y libre de la presión de los horarios universitarios, vislumbra en un alarde creativo sus más fecundas ideas.
Concibe su ley de gravitación universal: la fuerza con que dos masas se atraen disminuye con el cuadrado de la distancia que las separa. Desarrolla el cálculo diferencial e integral, que son las matemáticas necesarias para calcular la trayectoria de un cuerpo, sometido a la fuerza de gravedad. Descubre que la luz blanca es la combinación de las luces de los colores del arco iris. Descubre el teorema del binomio y cómo aproximar funciones por series de potencias.
En los años siguientes Newton habría de desarrollar las consecuencias de estas ideas fundamentales. Es electo miembro del Trinity College ocupando a los 26 años, la cátedra Lucasiana que posteriormente ocuparían Paul Dirac y luego Stephen Hawking.
Hábil experimentador y matemático singular, poseedor de una intuición física singular, y obsesivo al extremo, no hubo faceta que rozara la ciencia que le fuera desconocida.
Su principal obra, los Principia, es tal vez el libro de mayor impacto científico en la historia.

collage

El sistema newtoniano, plasmado en los Principia, con su concepción del tiempo, del espacio, y las ecuaciones que rigen las trayectorias de cuerpos sometidos a la gravitación, le brindó a la humanidad una nueva manera de entender la realidad física. La ley de gravitación universal de Newton explicó por qué los astros son esféricos, por qué ocurren las mareas. Entendimos que el movimiento de un proyectil en la Tierra obedece a las mismas leyes que el movimiento de los planetas alrededor del sol o que cualquier otro astro en torno a otro, unificando la gravedad terrestre con la celeste. Descifró la maquinaria precisa del sistema solar, desde las órbitas elípticas de los planetas, los eclipses o la llegada de cometas.
La física de newton fue el paradigma sobre el que se construyó la física en los siglos por venir, hasta el advenimiento de la relatividad y la física cuántica en el siglo XX

collage

Lo demás es anecdótico. Profeta en su tierra, gozó de una enorme popularidad como ningún científico hasta entonces y sólo superado por Einstein dos siglos después. De carácter agrio, polémico, fue presidente de la Casa de la Moneda, de la Royal Society de Londres y miembro del parlamento inglés. Nunca se le conoció pareja.
El lunes 24 de marzo de 1727 murió Isaac Newton de una afección renal.

Para saber más: Newton y el Universo Físico (H. Rago y L. Herrera)